Pica Juárez les sacó taquicardia a lxs chayerxs de la segunda luna en el autódromo


Pica Juárez fue homenajeado en la segunda noche de la 50° edición del Festival Nacional de la Chaya. El prolífico cantautor fue recibido con una ovación en el autódromo, que cantó sus clásicos a viva voz, demostrando con cariño el merecido reconocimiento.

Pica Juárez fue homenajeado en la segunda noche de la 50° edición del Festival Nacional de la Chaya. El prolífico cantautor fue recibido con una ovación en el autódromo, que cantó sus clásicos a viva voz, demostrando con cariño el merecido reconocimiento.

Su música recorre las fibras más íntimas de la identidad mezcla de pueblo y ciudad, sintetizando la cultura popular contemporánea riojana, hasta hacerla universal.  

Anoche,  lxs espectadores en el autódromo y también quienes seguían la transmisión oficial en todo el territorio nacional, se dieron con la voz y el cuerpo del autor de muchas de las canciones que  forman parte del cancionero  contemporáneo.  Antes, durante y después de la presentación  homenaje,  éstas fueron interpretadas por distintos artistas y seguramente así seguirá siendo.

De la mano de Sergio Galleguillo, Carlos Ferreyra o Natalia Barrionuevo, quien anoche lo acompaño en el escenario;  la riojaneidad musical de las composiciones del sauceño  tomó  relevancia en todo el país.  

Este homenaje a Pica Juárez, además de ser  merecido por la cantidad y calidad de sus composiciones, también es un reconocimiento  a su voz, a su cuerpo y a la  sensibilidad que lo llevó a expresar más allá de lxs condicionamientos que habitan el sentido común. Esto implicó siempre imponerse sobre las pautas conservadoras  que dicen esto sí  o esto no,  en cuestiones de estilo. La amplitud musical y particular  voz de Pica, siempre fueron la excusa con que algunos resistieron su arte;  básicamente  por no ajustarse a las características que dicta el mercado, pero anoche su cuerpo se movió libremente por el escenario y su voz brilló ante miles de chayeros que se emocionaron con su presencia.  

Al final de la presentación homenaje de Pica,  Carlos Ferreyra,  su amigo cantor,  con quien transitó muchos años de carrera, comentaba para EL Tala: “Pica ya es un profeta en su tierra y eso es de una belleza extraordinaria y ese «viva Perón mierda», al final, es histórico”.   


Su música recorre las fibras mas íntimas de la identidad riojana, mezcla de pueblo y ciudad, sintetizando la cultura popular contemporánea de La Rioja como pocos, hasta hacerla universal.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí